INTRODUCCIÓN

Los frutos secos son uno de los alimentos más completos, energéticos y ricos en minerales y nutrientes como la vitamina A, la E, vitaminas del grupo B, ácidos grasos Omega-3, etc., además de minerales como el zinc, calcio, fósforo, magnesio, cobre, hierro etc. Son altos en contenido de fibra, oligoelementos y antioxidantes, y poseen una composición única que los pone en uno de los niveles más altos en la alimentación saludable y preventiva de enfermedades cardiovasculares y aquellas relacionadas con el deterioro de la edad. Laura Kohan explica, en su libro Alimentación Saludable para el siglo XXI, que “Otra característica remarcable es su gran aporte proteíco, que puede llegar al 20% en el caso de las almendras. Pero hay que tener en cuenta que estas proteínas son deficitarias en un aminoácido esencial llamado metionina. Este aminoácido abunda en los cereales, así que combinando ambos alimentos conseguiremos unas proteínas tan completas como la de los productos cárnicos, el pescado o los huevos.” Las propiedades y compuestos alimenticios de los frutos secos los convierten en herramientas muy valiosas para la nutrición y medicina preventiva.

Almendra

eo-thon-dang-dep-nho-bo-sung-thuc-pham-lanh-manh-5

Almendra, la almendra es uno de los frutos secos más ricos en la antioxidante vitamina E, que la cáscara ayuda a proteger, y aporta pequeñas dosis de varias vitaminas del grupo B. Está especialmente indicada para diabéticos y personas obesas, que pueden disfrutar de postres elaborados con su harina. Diferentes estudios científicos demuestran que su consumo habitual disminuye la concentración de azúcar en la sangre. Y aunque es un alimento calórico, no favorece la obesidad. Se ha demostrado que aun obteniendo de las almendras 320 calorías diarias durante seis meses no se produce un aumento de peso. La razón es que su contenido en hidratos de carbono –sacarosa– es muy bajo (3,7%) y el de fibra alto (15,2%), lo cual favorece la sensación de saciedad y facilita el tránsito intestinal.La forma más sana de consumirlas es enteras y frescas, ya que parte de sus nutrientes se pierden si se tuestan o se someten a cualquier otra elaboración con calor. La leche de almendras es un alimento delicioso e interesante para la dieta, sobre todo la de los niños. Únicamente es necesario vigilar que la proporción de azúcar añadido no sea excesiva.

Anacardos

ANACARDOS

Anacardos, los marañones o anacardos aportan 575 kcal por cada 100 gramos. De cada 100 gramos de nuez de cajú, 43 g son de grasas, 32 g de carbohidratos, 17.5 g de proteína vegetal, 6.9 g son de agua y 1.5 g de fibra.Los anacardos son un alimento con excelente aporte en minerales como el potasio, fósforo, magnesio, calcio, sodio, zinc, hierro, selenio y yodo. Pero también posee vitaminas como Vitamina E, niacina o B3, tiamina o B1, riboflavina o B2, piridoxina o B6, folato o B9 y vitamina A o caroteno. Los antioxidantes de los anacardos contribuyen a prevenir enfermedades y a mantener las funciones normales de nuestro organismo. Gracias a su contenido en ácidos grasos esenciales, el marañón nos ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares, las cuales son principales causas de mortalidad en el mundo. La fibra insoluble y soluble de los anacardos previene el estreñimiento favoreciendo el tránsito intestinal y nos hace sentirnos saciados. El consumo de anacardos puede mejorar el rendimiento intelectual y la memoria debido a su contenido en vitaminas del grupo B, al fósforo y al magnesio. La nuez de cajú es nuestra aliada para favorecer el correcto funcionamiento de nuestros sistemas nervioso y muscular. El magnesio de estos frutos secos aumentan la absorción del calcio, algo especialmente beneficioso durante las etapas de crecimiento y la vejez. Los anacardos son un alimento excelente para mantener unos huesos sanos. El merey tiene acción antiinflamatoria. Los fitoesteroles, unos compuestos de los anacardos, reducen la absorción intestinal del colesterol. Es un alimento especialmente aconsejado para personas con desgaste físico, niños activos y deportistas.

Avellanas

AVELLANAS

Avellanaslas avellanas tienen una importante cantidad de micronutrientes, como la vitamina E, vitamina B, como la B1, B2 y B9, y vitamina A y C; también destacan minerales, como potasio, calcio y magnesio, fósforo y manganeso. Contienen flavonoides, capaces de mejorar la circulación y favorecer la salud del cerebro; pueden proporcionar grandes beneficios para la salud, tan sólo con tomar un puñado en la merienda. Éste fruto seco contiene grasas saludables que pueden ayudar a proteger la salud del corazón, porque son ricas en grasas poliinsaturadas y mononunsaturated saludables y bajos en grasas saturadas menos saludables. Las avellanas son una buena fuente de ácido oleico, que puede ayudar a reducir los niveles de colesterol malo, y puede elevar los niveles de colesterol bueno; debido a que las avellanas son altas en grasas, tienen un alto poder calórico. Las avellanas crudas son una fuente moderada de proteína vegetal, que aportan energía física al cuerpo y agilidad mental al cerebro, además de servir para reparar las células de hueso, músculo y otros órganos dañados. Aproximadamente unas 20 avellanas, contienen unos 6 gramos de carbohidratos, de los cuales 3 gramos provienen de la fibra dietética, por lo que pueden ayudar a reducir el riesgo de padecer ciertas enfermedades y dolencia crónicas, como el estreñimiento, diabetes tipo 2, enfermedades del corazón y cáncer. Dado que son muy calóricas, se recomienda tan sólo consumir un puñadito de avellanas unas tres veces por semana, para conservar el peso; pero son beneficiosas para personas que les cueste engordar y quieran adquirir peso, porque tienen un alto valor calórico, además de ser grasas saludables y beneficiarse de todas sus bondades.

Cacahuetes

CACAHUETE

Cacahuetes, el maní proviene de una planta llamada «arachis hypogaea», nativa de Brasil. Las semillas de maní son ampliamente utilizadas en la industria alimentaria que prepara cacahuetes asados, pelados y salados, y también para la producción de aceite vegetal y mantequilla de maní. ¿Pero cuáles son las características nutricionales de este alimento? Los cacahuetes son ricos en sales minerales, vitaminas, proteínas y fibras: contienen grandes cantidades de magnesio, hierro, zinc, fósforo, potasio, cobre, calcio, manganeso y sodio, así como vitamina E, J (colina, B7) y vitaminas del grupo B en general. Esto hace que los cacahuetes sean adecuados para las personas con deficiencias que sufren de fatiga crónica o incluso para deportistas. Son muy enérgicos. Según varios estudios llevados a cabo sobre los cacahuetes, gracias a su excelente contenido de grasas monoinsaturadas, son útiles en la prevención de la enfermedades cardiovasculares y la aparición de tumores. El consumo de estas semillas tiene efectos positivos sobre #Salud del corazón y las arterias, reduciendo los niveles de colesterol en sangre. Gracias al contenido de antioxidantes y vitamina B3, disminuye el riesgo de cáncer y enfermedades como el Alzheimer. Los cacahuetes son una fuente rica de antioxidantes – tales como el ácido oleico y la vitamina E – que lo hace adecuados para captar radicales libres y le otorgan este efecto de anti-envejecimiento, con importantes beneficios para la salud, la piel y el cabello. El maní es útil en casos de infertilidad: actúan como un afrodisíaco ayudando a aumentar la supervivencia de los espermatozoides. Por último, se debe prestar atención a los efectos secundarios que pueden ser causados ​​por el consumo de cacahuetes. En primer lugar, se deben elegir productos de calidad, naturales e intactos: este tipo de alimentos puede de hecho estar contaminado con aflatoxinas y micotoxinas que pueden causar cirrosis hepática y tumores. Los cacahuetes también están contraindicados para personas que sufren de hipertensión, hipertrigliceridemia, y para aquellos que siguen una dieta baja en calorías o que están embarazadas. Por último, hay que prestar mucha atención a los casos de alergias e intolerancias, que pueden causar síntomas tales como diarrea, manchas en la piel, asma y hasta un shock anafiláctico.

Castañas

CASTANAS

Castañas, las castañas, ricas en hidratos de carbono, son una buena fuente de energía y ayudan a calmar el hambre. Los carbohidratos que aportan son los denominados «complejos», que el organismo absorbe lentamente, de modo que mantienen niveles de azúcares equilibrados y quitan la sensación de hambre. La fibra que aporta es útil para el organismo. Es un buen remedio en el caso de diarrea, por la presencia de los taninos (con propiedades astringentes) en su composición.  La vitamina B que aporta puede aprovecharse totalmente si se consumen crudas y las vitaminas de este grupo que aportan contribuye a paliar la apatía o melancolía de esta época. Su contenido en B2 es beneficiosa para el cuidado de la piel. En cuanto a los minerales, destaca su aporte en potasio, que ayuda a controlar la retención de líquidos, evita la hipertensión y favorece la diuresis (es buena para los problemas de riñón), favorece la síntesis de las proteínas y permite convertir los hidratos en glucógeno (reserva de glúcidos en el hígado). El hierro que aportan las castañas permite prevenir la anemia y los dolores de cabeza asociados a este problema. Durante el embarazo y la lactancia sus propiedades favorecen la buena formación del feto.  Cada 100 gramos de castañas comestibles aportan 190 kcal. 36,5 gramos de hidratos de carbono, 6,7 gramos de fibra, 2,65 gramos de proteínas y 2,2 gramos de grasa (nada de colesterol). Contiene Vitamina C (17,2 mg.) y Vitamina E (1,2 ug.), también Vitamina A (4 ug.), Vitamina B2 o riboflavina (0,23 mg.), vitamina B1 o tiamina (0,18 mg.) y Vitamina B-6 o piridoxina (0,32 mg.). En cuanto a los minerales, aporta 500 mg. de potasio, 74 mg. de fósforo, 36,53 mg. de calcio, 34,3 mg. de magnesio y 2,36 mg. de zinc, según los datos de la Base de Datos Española de Composición de Alimentos. Su alto contenido en agua, casi la mitad de su peso, y su mínima cantidad de grasa, similar a la que aportan los cereales, hacen que sea uno de los frutos secos de menor contenido calórico.

Habas

HABAS

Habas, las habas secas son un alimento rico en fósforo ya que 100 g. de este alimento contienen 590 mg. de fósforo. Contiene una cantidad de vitamina B9 de 423 ug por cada 100 g, así como 0,50 mg por cada 100 gramos de vitamina B1, presumiendo ser uno de los alimentos más ricos en esta vitamina. Además de los mencionados anteriormente, las habas secas es también un alimento muy rico en magnesio (190 mg. cada 100 g.), potasio (1090 mg. cada 100 g.), fibra (25 g. cada 100 g.) y proteínas (26,10 g. cada 100 g.). Entre las propiedades nutricionales de las habas secas cabe también destacar que tiene los siguientes nutrientes: 5,50 mg. de hierro, 100 mg. de calcio, 2 mg. de yodo, 3,10 mg. de zinc, 33,30 g. de carbohidratos, 11 mg. de sodio, 42 ug. de vitamina A, 0,26 mg. de vitamina B2, 6,90 mg. de vitamina B3, 0,98 ug. de vitamina B5, 0,37 mg. de vitamina B6, 0 ug. de vitamina B7, 0 ug. de vitamina B12, 4 mg. de vitamina C, 0 ug. de vitamina D, 0,09 mg. de vitamina E, 19 ug. de vitamina K, 307 kcal. de calorías, 2,10 g. de grasa, 2,50 g. de azúcar y 0 mg. de purinas. Las habas secas son un alimento sin colesterol y por lo tanto, su consumo ayuda a mantener bajo el colesterol, lo cual es beneficioso para nuestro sistema circulatorio y nuestro corazón. Dada su alta cantidad de proteínas, las habas secas es un alimento recomendado especialmente para el desarrollo muscular. Los alimentos ricos en proteínas como este alimento, están recomendados durante la infancia, la adolescencia y el embarazo ya que en estas etapas, es necesario un mayor aporte de este nutriente. Al ser un alimento rico en potasio, ayuda a una buena circulación, regulando la presión arterial por lo que es un alimento beneficioso para personas que sufren hipertensión.

El potasio que contiene este alimento ayuda a regular los fluidos corporales y puede ayudar a prevenir enfermedades reumáticas o artritis. Tomar habas secas, al estar entre los alimentos ricos en fibra, ayuda a favorecer el tránsito intestinal. Incluir alimentos con fibra en la dieta, como este alimento, también ayuda a controlar la obesidad. Además es recomendable para mejorar el control de la glucemia en personas con diabetes, reducir el colesterol y prevenir el cáncer de colon. Las habas secas, al ser un alimento rico en fósforo, ayuda a mantener nuestros huesos y dientes sanos así como una piel equilibrada ya que ayuda a mantener su PH natural. Por su alto contenido en fósforo este alimento ayuda a tener una mayor resistencia física. Este mineral, contribuye también a mejorar las funciones biológicas del cerebro. Por su alto contenido en vitamina B1, el consumo de las habas secas, ayuda a superar el estrés y la depresión. Los alimentos ricos en vitamina B1 o tiamina, como este alimento son muy recomendables en periodos de embarazo o lactancia y también después de operaciones o durante periodos de convalecencia, debido a que en estos periodos hay un mayor desgaste de esta vitamina. El ácido fólico o vitamina B9 de las habas secas, hace de este un alimento muy recomendable para su consumo en etapas de embarazo o de lactancia. Este alimento también puede ayudar a combatir los efectos perjudiciales de ciertos medicamentos que absorben la vitamina B9 y puede ayudar a personas alcohólicas o fumadores, pues estos hábitos, ocasionan una mala absorción del ácido fólico.

Nueces

NUECES

Nueces, la nuez es un producto natural «casi perfecto» por su alto nivel de antioxidantes y proteínas. Además de sus beneficios nutricionales, estos productos contienen altos niveles de polifenoles, compuestos químicos antioxidantes que ayudan al organismo a contrarrestar los efectos de las moléculas que causan oxidación y dañan a las células. Estudios pasados sugieren que el consumo regular de estos frutos secos puede reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, determinados tipos de cáncer y diabetes tipo 2. Según los científicos de la Universidad de Scranton, Pensilvania (EE.UU.), entre todos los frutos secos de cáscara dura las nueces contienen una combinación de antioxidantes mayor en número y calidad que cualquiera de ellos. Un puñado de nueces contiene casi dos veces más antioxidantes que una cantidad equivalente de otro fruto seco de cáscara dura que se consume comúnmente. Los científicos encontraron que la nuez contenía más antioxidantes polifenoles que cualquier otro fruto. Un puñado de nueces contiene casi dos veces más antioxidantes que una cantidad equivalente de otro fruto seco de cáscara dura que se consume comúnmente.

Por ejemplo, los polifenoles antioxidantes de la nuez son entre cuatro y 15 veces más potentes que la vitamina E, que -se sabe- es muy beneficiosa por sus poderosos efectos antioxidantes. Las nueces contienen grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas, que son ‘grasas buenas’, y no contienen las dañinas grasas saturadas que pueden causar estrechamiento de las arterias. Y para completar sus beneficios como alimento «casi perfecto», las nueces son una fuente rica de proteínas de alta cantidad, que según los investigadores pueden sustituir a la carne, además de vitaminas, minerales, fibra y están libres de lácteos y gluten. Basta con comer unas siete nueces al día para obtener todo el potencial de los beneficios a la salud de estos productos.

Nueces de Brasil (Coquitos)

NUECES_DE_BRASIL

Nueces de Brasil (Coquitos), como todos los frutos secos, las nueces de Brasil aportan a nuestro cuerpo una excelente dosis de ácidos grasos beneficiosos para la salud de nuestro corazón y músculos. Su elevado contenido de grasas saturadas, a pesar de ser beneficioso, debe tenerse en cuenta para consumirse con moderación evitando ingerir más grasa de la que nuestro cuerpo necesita. Las nueces de Brasil se destacan por encima de cualquier otro fruto debido a su alto contenido de selenio, un oligoelemento que ayuda a nuestro cuerpo a la producción de proteínas esenciales además de favorecer la prevención de ciertos tipos de cáncer, de enfermedades cardíacas y aumentar la producción de semen, lo que puede resultar útil al momento de concebir. En tan solo 4 nueces de Brasil podemos encontrar todo el aporte de selenio que nuestro cuerpo necesita a diario. Sin embargo hay que tener mucho cuidado con este fruto seco, pues su consumo excesivo puede generar intoxicación por exceso de selenio motivo por el que solo se recomienda ingerir un par de nueces a diario o tres veces a la semana. Es fundamental recordar esta dosis, de lo contrario podrías ocasionar a tu cuerpo problemas de salud por el exceso de este oligoelemento, que además se encuentra presente también en otros alimentos comunes como el atún, el pollo o la carne. Otro de los beneficios de las nueces de Brasil es su alto contenido de minerales, destacándose por encima de otros frutos secos también en este aspecto. Este alimento aporta, además de selenio, calcio, magnesio, hierro y zinc, sustancias necesarias para una buena salud. Su altísimo aporte de antioxidantes es también destacado, ayudando a prevenir el envejecimiento celular y favoreciendo la juventud de la piel. Las nueces de Brasil son conocidas también por favorecer la lucha contra el cáncer, especialmente de próstata, todo debido a los antioxidantes con los que cuenta. Además favorecen el fortalecimiento del sistema inmune, ayudando a nuestro cuerpo en la prevención del contagio de enfermedades y virus. Su aporte de fibra convierte a estos frutos en una buena opción para mejorar el tránsito intestinal y prevenir el estreñimiento y la hinchazón abdominal.

Piñones

PINONES

Piñones, el piñón es un fruto seco que deriva del pino piñonero, su consumo no está del todo generalizado, pero sus aportes para la salud son muchos. Por lo tanto, daremos a conocer sus propiedades nutricionales que pueden colaborar grandemente con nuestro organismo, ya que como ocurre en muchos casos, los alimentos deben conocerse para luego comenzar a incorporarlos como fuente de salud en nuestra dieta. Además de poseer un agradable sabor y formar parte de la dieta mediterránea, destaca por su aporte de proteínas que puede llegar hasta el 20% de su peso. Los soldados romanos llevaban piñones como parte de sus provisiones, pues además de brindarles un gran aporte proteico, les ofrecía la energía necesaria para continuar con el esfuerzo y un 50% de grasas de buena calidad, ya que predominan los ácidos grasos mono y poliinsaturados. Asimismo, los piñones son ricos en vitaminas del complejo B que colaboran con el adecuado funcionamiento neuromuscular y poseen vitamina E, un fuerte antioxidante que ayuda a enfrentar el estrés y los daños del natural proceso de envejecimiento. Entre los minerales que contiene se encuentran el potasio, fósforo y magnesio. Aunque también debemos destacar su aporte en hierro y zinc. Su gran aporte de proteínas, sus grasas saludables y la gran concentración de vitaminas y minerales junto a su contenido en fibra, convierten al piñón en un alimento ideal para los vegetarianos y personas que realizan un ejercicio físico intenso. Por otro lado, es sabido que la fibra y las proteínas son componentes alimentarios que favorecen fuertemente la saciedad, por lo que el piñón es un alimento concentrado en nutrientes que puede colaborar con la pérdida de peso si se consume con moderación. Además, el aceite de piñón, rico en ácido pinoléico, estimula la secreción de dos sustancias intestinales que inician el proceso de saciedad en el cerebro, por lo que ayuda a reducir la ingesta de alimentos.

Pipas de Calabaza

PIPAS_DE_CALABAZA

Pipas de Calabaza, al igual que el calabacín o la sandía, la calabaza forma parte de la familia de las cucurbitáceas y se calcula que existen más de 700 variedades distintas. Las semillas de esta hortaliza tienen un alto valor nutricional, ya que presentan vitaminas A, B, E y F, son ricas en aminoácidos esenciales y también en proteínas (hasta un 35%).Las semillas de calabaza aportan a nuestro cuerpo ácidos grasos poliinsaturados, que son un elemento esencial en la lucha contra el colesterol, minerales como el fósforo o el magnesio, pero sobre todo son ricas en hierro y zinc. Los betacarotenos, que también se encuentran en abundancia en la carne de la calabaza que tienen muchas propiedades, protegen nuestro cuerpo de los radicales libres, favorecen la regeneración de las células gracias a su efecto antioxidante y son por tanto un elemento esencial para retrasar el envejecimiento. Además, las pipas de calabaza contienen ácido linoléico en una proporción hasta seis veces mayor que el aceite de oliva.

Estas grasas son absolutamente necesarias para nuestra salud y el cuerpo no las genera naturalmente, por lo que hemos de acudir a este tipo de alimentos para satisfacer su demanda. Las pipas de calabaza son ricas en fósforo, vitamina A y zinc, elementos que estimulan nuestro organismo para producir ciertas hormonas, como la testosterona. Además, su consumo regular asegura una protección natural de la próstata debido a la presencia de la cucurbitina, un aminoácido que se encuentra en el aceite de estas semillas. Al tener tantos minerales, sobre todo hierro, nos ayuda a prevenir la anemia. Las pipas también son ricas en zinc, que sirve para reforzar nuestro sistema inmunológico. Todo esto tiene un papel relevante en el crecimiento celular y en la prevención de enfermedades que afectan a los huesos, como la osteoporosis. Otras de las propiedades de las pipas de la calabaza es las de ayudar a los problemas de prostata por los altos niveles de zinc nombrados.

En este caso ayudaría a combatir la hiperplasia prostática benigna de manera natural. Estas semillas tienen además propiedades antihelmínticas, es decir, que sirven para combatir las infecciones causadas por parásitos, como las lombrices y tenias. Las pipas o pepitas de calabaza son muy efectivas para paliar los problemas inflamatorios y los casos de artrosis, además de no presentar efectos secundarios como sí hacen algunos medicamentos recetados para este fin, como por ejemplo, la indometacina, que a largo plazo puede afectar al riñón o al hígado. Así mismo, poseen un aminoácido esencial, el triptófano, que nos va a ayudar a controlar nuestros niveles de serotonina, que es el neurotransmisor encargado de enviar a nuestro cerebro las señales que se asocian con la felicidad. En este sentido, son perfectas para aquellas personas que tienen cierta tendencia a padecer depresión o a atravesar etapas de melancolía. Además, presenta propiedades tranquilizantes que nos van a ayudar a luchar contra el insomnio, ya que son ricas en piridoxina y niacina, dos sustancias muy beneficiosas para paliar ciertos trastornos nerviosos y el estrés. Las pipas de calabaza son ricas en tirosina, antecesora de la melatonina, por lo que se recomienda para el cuidado de nuestra piel.

Este elemento va a ayudar a que nuestras heridas cierren más rápidamente, es un excelente remedio contra el acné y hasta es aconsejable su consumo si estamos pensando en broncearnos. En cuanto a los hombres, diversos estudios han demostrado que las semillas de calabaza pueden ayudar en casos de infertilidad, ya que son ricas en arginina, que es el aminoácido encargado de ayudar a nuestro cuerpo a crear espermatozoides. Como también tienen importantes cantidades de zinc, su efecto fertilizante es total.

Pipas de Girasol

PIPAS_DE_GIRASOL

Pipas de Girasol, las pipas provienen del girasol (helianthus annuus), una planta herbácea que pertenece a la familia Asteraceae. Esta planta es originaria de Norteamérica y Centroamérica y sus principales productores son Rusia, China, Estados Unidos y Argentina. Son ricas en proteínas, que contienen aminoácidos, entre ellos el triptófano. El triptófano es precursor de la serotonina, un neurotransmisor que, en niveles bajos, se asocia a la depresión y la obsesión. El triptófano puede ayudar a mejorar los síntomas del estado de ánimo en las mujeres con síndrome premenstrual, así como ayudar a las personas con depresión. Ahora bien, es necesario consumir este producto junto a alimentos ricos en carbohidratos para mejorar la absorción, pues otros aminoácidos pueden competir con el triptófano para el transporte al cerebro. Sin embargo, los carbohidratos pueden desviar estos aminoácidos y ayudar a aumentar los niveles de triptófano en el cerebro. Las pipas contienen zinc, un mineral que es importante para la fertilidad masculina. Éste mineral puede aumentar la cantidad de espermatozoides y la calidad de éstos. Aproximadamente 100 gramos de semillas de girasol contienen 5 mg de zinc. Son una fuente rica de ácido fólico, una vitamina B que es requerida por nuestro organismo para la división celular y para hacer el material genético. Asimismo, es muy importante durante el embarazo. Los niveles insuficientes de esta vitamina aumentan el riesgo de defectos del tubo neural y la espina bífida en el bebé e incrementan las probabilidades de bajo peso al nacer o de nacimiento prematuro.

El triptófano, presente en estas semillas, ayuda a controlar el peso porque permite regular el apetito. Por tanto, es considerado un alimento saciable. Las pipas también contienen ácido clorogénico y puede ser útil para la pérdida de peso. Además, este alimento es rico en grasas saludables que también son ideales para perder grasa. Las pipas tienen biotina, una vitamina B necesaria para metabolizar las grasas, los carbohidratos y las proteínas. La ciencia afirma que la biotina puede ayudar a mejorar la salud del cabello, que está hecho de proteína. Los estudios sugieren que comer semillas de girasol supone beneficios para el cabello de las personas. Las infecciones por hongos son bastante difíciles de tratar y además pueden volver a aparecer después del tratamiento. Pero las semillas de girasol podrían ser una arma secreta contra estas infecciones desagradables. La piel también se beneficia de este alimento, pues las pipas de girasol evitan que ésta se seque.

El aceite de las pipas mejora la hidratación formando una barrera protectora sobre la piel y evitando que la humedad escape. La dieta puede tener un efecto beneficioso sobre el estrés, y lo mismo ocurre a la hora de conciliar el sueño. El triptófano, el aminoácido que participa en la síntesis de serotonina, también es esencial en la síntesis de melatonina, una hormona que regula el sueño. La vitamina E presente en las pipas, es un nutriente vital para la salud. Las investigaciones concluyen que esta vitamina puede ayudar a proteger contra la enfermedad de Parkinson, una enfermedad que afecta al movimiento y que dificulta el llevar a cabo acciones cotidianas como caminar, hablar, tragar alimentos. Por tanto, la vitamina E puede tener un efecto neuroprotector, reduciendo así el riesgo de la enfermedad de Parkinson. Las enfermedades del corazón son una de las principales causas de muerte en el mundo. Las semillas de girasol tienen nutrientes que pueden ayudar a mantener su corazón sano, pues son una gran fuente grasas saludables y fitoesteroles beneficiosos. Las grasas ayudan a equilibrar los niveles de azúcar en sangre, y junto a los fitoesteroles, disminuyen el colesterol malo. Este alimento es rico en calcio y por tanto mejora la salud ósea. Los profesionales de la salud recomiendan el consumo de este alimento cuando las personas sufren descalcificación de los huesos.

Pistachos

PISTACHOS

Pistachos, el pistacho es un fruto proveniente de un árbol perteneciente al género Pistacia, conocido científicamente con el nombre de Pistacia vera L. o simplemente Pistaciaceae, y originario sobre todo de las regiones más montañosas de Siria, Grecia, Turquía, Irán, Pakistán y Afganistán. En tiempos de la dominación del Imperio Romano, los pistachos eran ya sumamente conocidos. De hecho, podemos mencionar un manuscrito de principios del siglo VI d. C., y escrito por Anthimus, en el que habla de los pistachos y su conocimiento en la Europa antigua. Se trata de un fruto seco sumamente delicioso y de apariencia sumamente característica y fácilmente distinguible, que encontramos en el interior de una cáscara partida por la mitad (basta con separar estas dos mitades para poder consumirlo, aunque a veces se nos haga una tarea complicada cuando están muy unidas). Estos frutos secos destacan por su elevado contenido en ácidos grasos, en especial ácido oleico. Los ácidos grasos son grasas saludables, especialmente útiles a la hora de reducir los niveles elevados de colesterol LDL, a la vez que ayuda a aumentar el colesterol HDL, también conocido popularmente como colesterol bueno. De hecho, los pistachos son ricos en grasas monoinsaturadas, necesario para nuestro organismo a nivel celular, que al no acumularse en las arterias ayuda a mejorar su estado y a reducir los niveles elevados de colesterol en sangre. El pistacho también aporta arginina, un aminoácido que entre otras importantísimas funciones ayuda a aumentar las defensas. Pero también es útil a la hora de mejorar la circulación de la sangre. Al igual que ocurre con las almendras, los pistachos también son un fruto seco muy adecuado para personas con diabetes tipo 2. Y es que tal y como demuestra un estudio llevado a cabo por la Universitat Rovira i Virgili (URV) de Tarragona, los pistachos ayudan a reducir los niveles elevados de glucosa en sangre y a su vez ayuda a la hora de mejorar la resistencia a la insulina.

Los frutos secos, entre los que nos encontramos con los pistachos, siempre han sido denostados en dietas de adelgazamiento por su elevado aporte tanto energético como por ende calórico. Sin embargo, ¿sabías que los pistachos son útiles para controlar el peso?.Esto se debe a la presencia de fibra en su composición, la cual ejerce un interesantísimo efecto saciante. De hecho, un estudio publicado en PlosOne constató que comer pistachos tres veces por semana reducía la probabilidad de sufrir exceso de peso.Por ese contenido en fibra sobre el que te hablábamos en una ocasión anterior, el pistacho también ayuda a mejorar el estreñimiento, al ser útiles para mejorar y regular el tránsito intestinal. Contiene proteínas vegetales, entre las que encontramos el aminoácido arginina.Cuenta con gran cantidad de grasas buenas: monoinsaturadas, ácido oleico y triglicéridos.Importante capacidad antioxidante, rejuvenecedora y anticancerígena.Alto contenido en vitamina E, carotenos y fitoesteroles. El pistacho es un alimento cardiosaludable realmente bueno, especialmente porque tiene una buena cantidad de grasas buenas, entre las que encontramos las monoinsaturadas, ácido oleico y triglicéridos. También disponen de una importantísima capacidad antioxidante, anticancerígena y rejuvenecedora, derivadas tanto de su contenido en vitamina E como de los fitoesteroles y los carotenos que encontramos en los mismos.

Maíz

MAIZ

Maíz, el choclo o maíz es libre de gluten por lo cual es ideal para las personas con enfermedad celíaca. Éste cereal contiene una gran cantidad de hidratos de carbono debido a su alto contenido de almidón, lo cual lo hace un perfecto compañero para calmar el hambre por varias horas con pocas calorías. Ideal para personas que deseen controlar temas de sobrepeso o lleven algún régimen de adelgazamiento. El choclo o maíz también contiene una cantidad interesante de proteínas, no todas asimilables por el organismo por si solo a raíz de una baja concentración de ciertos aminoácidos necesarios para este proceso. Por ello se recomienda consumir este cereal acompañado de otros alimentos como verduras y legumbres que permitan complementarlo. Una muy buena combinación también sería con quinoa. Otra característica interesante es que el maíz tiene un alto contenido de fibra soluble, la cual se mantiene por bastante tiempo en el aparato digestivo reduciendo la ansiedad de comer a cada rato. La fibra soluble por lo demás ayuda a controlar el colesterol, el estreñimiento, protege contra algunos tipos de cánceres como el de la próstata y se encuentra en altas cantidades en el maíz tierno.

El maíz es una de las plantas con más riqueza en vitamina B1 o tiamina. Esta vitamina es necesaria para que el organismo pueda transformar los alimentos en energía y para que el cerebro pueda absorber glucosa, necesaria para su buen funcionamiento. Una falta de esta vitamina producirá en las personas síntomas de depresión, cansancio, estrés, falta de vigor o poca capacidad mental. Esta vitamina es un elemento anti-estrés por excelencia que puede ser muy útil en épocas de mucha presión. Otros elementos que nos entrega el maíz son:  Vitamina B7 o biotina necesaria, entre otras funciones, para la absorción de las proteínas y para el buena salud del cabello y de la piel.  Niacina que mejora la circulación y reduce la hipertensión. Ácido fólico o vitamina B9 que ejerce un papel primordial en la prevención de los ataques cardíacos, en el tratamiento de la depresión y en la formación del feto donde ayuda a prevenir los casos de espina bífida. 350 gr. de maíz diarios proporcionan la cantidad recomendada de esta vitamina en un hombre adulto.  Inositol, un componente que hace funcionar mejor al hígado al participar en la formación de la lecitina. Ayuda a la destrucción de las grasas, la eliminación del colesterol y la conservación de la piel y el cabello. Una deficiencia de este elemento podría producir un aumento del colesterol, problemas en la piel o caída del cabello. Comer maíz permitirá tener las arterias en mejores condiciones y lucir un cutis y un cabello más sano. Vitamina A presente en forma de betacarotenos a diferencia del resto de cereales que contienen cantidades poco significativas de este elemento. Sabemos de la importancia de los betacarotenos como antioxidantes en la prevención de numerosas enfermedades degenerativas y su papel como desintoxicantes del organismo, así como su importancia en la prevención de enfermedades cardiovasculares. Estos se encuentran en mayor concentración en granos de maíz seco.

En cuanto a minerales posee porcentajes bastante elevados de potasio, magnesio, hierro, fósforo y cinc. Es especialmente rico en manganeso por lo que ayuda al crecimiento de los huesos y a la formación de los músculos; selenio cuyos niveles elevados ayudan a prevenir el cáncer de mama, el cáncer de próstata o de pulmones y previene la aparición de la caspa; cinc un mineral que ayuda a la formación de los huesos y de los dientes, a la salud del sistema inmunitario así como al incremento de la potencia y el deseo sexual.

Nueces de Macadamia

NUECES_DE_MACADAMIA

Nueces de Macadamia, al ser ricas en grasas monoinsaturadas y fibra dietética, las nueces de Macadamia nos ayudan a reducir el colesterol malo, además de favorecer la digestión y evitar el estreñimiento. Las nueces de Macadamia originarias de un árbol que crece en Australia son un fruto seco, muy nutritivo y energético; además aportan grasa monoinsaturada, que es saludable y beneficiosa. No contienen  colesterol y añadidas a la dieta, ayudan a bajar los niveles de colesterol malo y subir los niveles de colesterol bueno. Las nueces de Macadamia son un componente clave de las dietas cetogénicas para la epilepsia. Las nueces de Macadamia proporcionan algo más de 9 gramos de proteína, el contenido de grasa es de unos 78 gramos y otros 78 gramos de carbohidratos por cada 250 gramos. Son una gran fuente de fibra, 7 gramos por pieza, que puede mejorar la función del sistema digestivo; cada pieza aporta 18 calorías.

Contienen minerales como el calcio, hierro, fósforo, magnesio, potasio y selenio que es un antioxidante natural que ayuda a prevenir ciertos tipos de cáncer, y vitaminas como la vitamina A, E y del grupo B, como B1, B2, B3 y B9. Las nueces de Macadamia, al igual que otros frutos secos, están libres de colesterol y son una gran fuente de fibra; poseen un alto contenido en grasa, ya que casi el 80 % es grasa monoinsaturada, un tipo de grasa buena que ayuda a reducir el colesterol total y el colesterol malo o LDL y aumenta el colesterol HDL o colesterol bueno. Este fruto seco contiene Omega-3, que es un ácido graso esencial que posee grandes beneficios, como la disminución del riesgo de padecer enfermedades cardíacas, cáncer y osteoporosis,  y ayuda a prevenir y reducir la severidad de la artritis, dolores de cabeza por migraña y calambres menstruales.

También mantienen un sistema nervioso saludable, y ayudan a aliviar la depresión. Es uno de los pocos alimentos que contienen Omega-7 o ácido palmitoleico, que ayuda a reducir el colesterol, y el riesgo de enfermedades del corazón, pero también puede afectar el metabolismo, frenando el apetito y ayudando a quemar grasa más rápido, y es importante para mantener una buena salud de la piel, gracias al aceite contenido en los frutos. Gracias a su contenido en fibra dietética, ayuda a mover los alimentos y los desechos a través del tracto digestivo, por lo que se mejora la digestión y evita problemas digestivos como el estreñimiento, hinchazón o gases. También ayudan a que una persona se sienta saciada y con menos hambre, lo que reduce la tendencia a comer en exceso y los antojos.

INTRODUCCIÓN

La fruta deshidratada o desecada es fruta fresca y natural a la que se le aplica un proceso de deshidratación  o desecación reduciendo su contenido interno de  agua, pero conservando todas las virtudes, propiedades y vitaminas de la fruta fresca.

Antiguamente este proceso de deshidratación de las frutas era muy utilizado  sobre todo en las zonas rurales de nuestro país para preservar las frutas e incrementar su duración, era una técnica muy tradicional y que se utilizaba muy habitualmente.

El deshidratado de la fruta consiste en reducir el grado de humedad de las mismas  actuando sobre  tres elementos determinantes: el aire, la temperatura y la humedad.

De esta forma se consigue reducir el contenido de agua en el cuerpo de la fruta hasta llegar a un 20% de su peso original. Con la eliminación del agua del interior de la fruta se detiene el crecimiento de los microorganismos que son los causantes del deterioro de la misma y de la putrefacción, pues las bacterias no pueden sobrevivir en este nuevo medio sin agua.

Arándanos azules

 

El arándano azul deshidratado se diferencia del rojo en el sabor, mucho más dulce, y en la diferente composición de sus antioxidantes. No obstante, comparte con este sus excelentes propiedades nutricionales y medicinales; entre las más notables, está el alto contenido en protoantocianidinas, unas sustancias antiadherentes, que evitan que las bacterias puedan fijarse a las paredes del tracto gastrointestinal. De esta manera, previenen la formación de placa dental, protegen frente a la úlcera estomacal, y son un aliado de primera orden en la prevención y tratamiento de las infecciones urinarias. El arándano azul, contiene la mayor cantidad de antioxidantes de todas las frutas y vegetales conocidos; su efecto es especialmente notorio protegiendo las neuronas cerebrales frente a los radicales libres. Recientes estudios concluyen que mejora la comunicación entre las mismas, ayudando a prevenir los cambios en el cerebro relacionados con la edad. Además, es muy rico en vitamina C, y constituye un gran aporte de vitamina K, una vitamina esencial para la construcción de huesos y tejidos.

Los arándanos deshidratados están deliciosos en el desayuno añadidos a yogures y mueslis; también podemos utilizarlos en repostería, para preparar salsas, en recetas saladas, etc. Como refrigerio, son apropiados en actividades deportivas por su aporte calórico.

Arándanos rojos

 

El arándano rojo deshidratado es una gran fuente de antioxidantes, que además de proteger nuestras células de los radicales libres, también son bajos en grasas y sodio, al ser de origen vegetal son indicados para bajar el colesterol, ricos en vitamina C y fibra.
Por su composición en antioxidantes  es especialmente indicado como protector de ciertas infecciones urinarias como la Cistitis.
Los arándanos rojos deshidratados tiene muchos efectos positivos para la salud y sus principales beneficios son:
– Disminuye el riesgo de padecer cáncer.
– Es un alimento cardiosaludable.
– Los arándanos rojos deshidratados son un protector natural del sistema nervioso.
– Alivia la inflamación de la artritis.
– Refuerza el sistema inmunológico
– Promueve la salud del tracto urinario
– Promueve la salud visual siendo de gran ayuda en enfermedades como la degeneración macular y la ceguera.
– Mejora las habilidades motoras.
La mayoría de los arándanos  deshidratados contienen azúcar que se añade para eliminar la extrema acidez  del producto fresco. También se les suele cubrir con una fina capa de aceite vegetal para evitar que se peguen los frutos entre si.
Lo bueno de este alimento es que es muy bajo en grasa saturada, colesterol y sodio. Lo malo es que la gran parte de las calorías de este producto provienen de los azúcares.

Banana chips

 

Son un alimento muy delicioso y nutritivo que te aporta calorías necesarias para tu dieta, es uno de los mejores alimentos para ayudarte a obtener las calorías que te pide la dieta. Las bananas disecadas también sirven como fuente de hierro, un mineral esencial que beneficia a su salud. Uno de los principales beneficios del consumo de bananas disecadas o deshidratadas es su contenido de fibra. Aumentan el consumo de potasio, El potasio, junto con otros minerales, como el sodio, controla sus niveles de presión arterial. También ayuda a los nervios se comunican, ayuda en la contracción muscular y mantiene el equilibrio de líquidos de su cuerpo. El consumo de chips de plátano ayuda a prevenir las náuseas, fatiga y estreñimiento que puede desarrollarse debido a la deficiencia de potasio.

Bayas de goji

 

Las “bayas de lobo”, como se las conoce en China, llevan siendo utilizadas por su medicina tradicional desde el año 200 a.C. Los beneficios de las bayas de Goji se mencionaron en el “Shen Nong Ben Cao Jing”, un antiguo libro que detalla el conocimiento medicinal y agrícola del mítico emperador chino Shen Nong, considerado como el libro de hierbas chinas más antiguo que existe.

Las bayas de Goji, conocidas científicamente con el nombre de Lycium barbarum, han sido estudiadas en profundidad por su habilidad para generar estados de bienestar, mejorar los rasgos neurológicos/psicológicos, mantener una buena salud gastrointestinal y los intestinos, ayudar a construir un sistema muscoesquelético más fuerte y favorecer la salud cardiovascular. Es muy sencillo añadirlas a tu alimentación para potenciar tus niveles de energía y rendimiento.

Las bayas de Goji también tienen la habilidad de tratar naturalmente la diabetes, hipertensión, enfermedades infecciosas, y otras enfermedades comunes como el resfriado y la fiebre. Tradicionalmente, también se usaron para tratar la depresión, la ansiedad y otros trastornos emocionales. Son una gran fuente de antioxidantes conocidos como beta-carotenos, más otros fitonutrientes que ayudan a proteger la salud visual y de la piel. Gracias a su habilidad para reducir la glucosa en la sangre, regular los niveles de colesterol y mantener los triglicéridos en un balance ideal, pueden prevenir enfermedades cardiacas.

Las bayas de Goji crecen en un tipo de planta que pertenece a la familia Solanaceae. Esta familia de plantas también incluye otras frutas y vegetales como la patata, tomate, berenjena, y guindilla. Son una excelente fuente de proteínas y fibra, además de ofrecer más de 20 vitaminas y minerales diferentes y ser muy ricas en antioxidantes.

Las propiedades nutricionales de las bayas de Goji pueden variar dependiendo del tipo y de su conservación por lo que se recomienda buscar la etiqueta de factores nutricionales en el envase del producto que hayas comprado.

¿Cómo son las bayas de Goji con respecto a otras frutas populares?

De acuerdo con la USDA, una pequeña dosis de bayas de Goji secas tiene una capacidad radical de la absorbencia de la oxidación (ORAC), que mide el poder antioxidante de varios alimentos, de 3290. Una manzana tiene un ORAC de 2568, las uvas pasas de 3406, los arándanos de 4633 y las semillas de granada 4479. Todas estas frutas son una gran fuente de antioxidantes, pero lo que hacen únicas a las Gojis son sus aminoácidos, ácidos grasos y antioxidantes específicos.

No es habitual que una fruta proporcione aminoácidos, especialmente 11 de los que se consideran esenciales, los cuales nuestro cuerpo no puede producir. Recuerda también que cada tipo de fruta provee variedades y niveles diferentes de antioxidantes, por lo que cuánta más variedad consumas, mayores beneficios tendrás.

Otros de los beneficios de las bayas de Goji es su facilidad para tomarlas, ya que vienen en envases pequeños que hace que sean muy cómodas de transportar y comer, obteniendo así altos niveles de nutrientes que sólo se podrían conseguir tomando una cantidad mayor de otras frutas. Por ejemplo, cuando las comparamos con las naranjas como fuente de vitamina C, tomando la misma cantidad en peso, las bayas de Goji aportan 500 veces más vitamina C que la naranja.

Si te estás preguntando cómo tomar bayas de Goji y a qué saben, estás de enhorabuena. Hay muchas opiniones que afirman que su sabor es realmente agradable. Le dan un toque gomoso y masticable a tus recetas, como las uvas pasas. Con respecto a su sabor, son una mezcla entre arándanos y cerezas. Como se suelen tomar secas, tienen una forma similar a las pasas, pero su color es rojizo y tienen una dulzura especial.

Ciruelas pasas

 

Las ciruelas pasas son la fruta que contiene un mayor número de compuestos antioxidantes (más de 20) que actúan contra la estrés oxidativo provocado por los radicales libres. Además, su alta concentración de magnesio mejora la recuperación de los músculos actuando como relajante.

Por su alto contenido en fenoles, ayudan a prevenir el daño celular. Estos compuestos están indicados en la prevención de enfermedades crónicas como las enfermedades cardiovasculares, además de inhibir la oxidación del colesterol malo.

La fibra insoluble que contienen las ciruelas pasas hace que sean muy eficaces como laxante para tratar el estreñimiento (tienen cinco veces más fibra que las frescas).

Un truco casero:

Deja en remojo con agua, durante toda la noche, dos o tres ciruelas pasas. A la mañana siguiente, en ayunas, cómelas y también bebe el agua donde se han remojado.

Por ser ricas en hierro, las ciruelas pasas combaten la anemia. Lo más conveniente es tomarlas junto con alimentos ricos en vitamina C (naranja, kiwi, frutas tropicales).

Por aportar azúcares y calorías extra, las personas que practican deportes de élite, que conllevan un esfuerzo físico intenso, deberían incluirlas en su dieta y tomarlas como reconstituyente. Podemos decir que las ciruelas pasas son una fuente natural de energía y uno de los mejores alimentos contra el cansancio.

Su gran cantidad de potasio hace que las ciruelas pasas sean un estupendo diurético natural, sobre todo si esta retención de líquidos está ocasionada por la menopausia, enfermedades del hígado o insuficiencia renal.

Coco deshidratado

 

El coco es una fruta tropical obtenida del cocotero, su pulpa es blanca y aromática. El coco deshidratado se obtiene a partir de la pulpa del coco, la cual, se seca a una temperatura de unos 60 grados, hasta alcanzar una humedad menor al 2,5%.

Elaborado con almidón de trigo sin gluten, sirope de glucosa-fructosa, azúcar, dextrosa, gelatina (bovina) y sal.

Dátil deshidratado

 

Los dátiles son un alimento muy energético, pues cinco piezas aportan 130 calorías debido, sobre todo, a los azúcares que contiene. El dátil es un complemento alimentario ideal durante el embarazo y en las dietas de los niños en edad de crecimiento. Esta fruta seca se puede tomar en aperitivo, ensaladas y postres (son un buen sustituto del azúcar blanco) o como guarnición de aves. Los mejores tienen la piel brillante e hinchada y sin grandes estrías.

Información Adicional:

El dátil concentra una buena dosis de nutrientes: calcio, fósforo, magnesio, fibra, vitamina B3 y ácido fólico. También ayuda a mantener en buen estado el sistema nervioso y favorece el tránsito intestinal.

Kiwi deshidratado

 

 

Contiene más vitamina C que la misma porción equivalente en peso de naranja, hasta cinco veces más.

El kiwi deshidratado tiene una carne de color verde brillante moteada por pequeñas semillas de color negro que añade un dramático toque tropical a cualquier ensalada de frutas.

Su pulpa tiene un sabor vigoroso que recuerda a las fresas, el melón y el plátano pero con unas notas peculiares y dulces que lo hacen único.

El kiwi tiene un impresionante contenido de vitamina K. Lo cual, le permite representar un destacado papel para la correcta coagulación de la sangre.

Contiene, además, una alta proporción de vitamina A. Un principio necesario para la piel, los huesos, el desarrollo dental y la visión, incluyendo la protección contra la degeneración macular.
Lo que, junto con la vitamina E y el potasio, sirven para equilibrar los electrolitos del cuerpo y regular la tensión arterial.

Por otra parte, el cobre presente en el kiwi es también un elemento primordial para los niños, particularmente en la fase de crecimiento óseo y el desarrollo del cerebro.

Además, el kiwi, es incluso uno de los pocos alimentos ricos en vitamina B6. Un elemento imprescindible para el fortalecimiento del sistema inmunológico.

La planta del kiwi es originaria del Valle del Kiang Chang en China, desde donde se extendió en la década del 1800 hacia Nueva Zelanda.

Allí, se le denominó con el mismo nombre que al ave símbolo nacional de este país, el kiwi. Esto es, por su parecido en las formas y el color marrón difuminado de ella.

Manzana deshidratada

 

La primera impresión al ver un trozo de manzana deshidratada es curiosa, parece una patata frita de bolsa, pero en cuanto la metemos en la boca y recupera el agua que se le ha quitado el sabor es el de una manzana tal cual. El contenido en agua se reduce al 2%, por tanto la concentración del alimento y nutrientes es alta, perfecto también para un tentempié deportivo.

Sin duda una manera diferente y original para comer fruta y para comer un snack. Según la información nutricional de la bolsa, ésta equivale a comer una o dos manzanas (según el tamaño de 20 o 60 gramos) y aporta exactamente lo mismo ya que en el proceso no pierde propiedades ni nutrientes: poca grasa y casi todo hidratos, como una manzana fresca.

A mi personalmente me ha gustado más el sabor agridulce, pero también está disponible el sabor dulce. Se nota que no lleva conservantes ni aditivos como muchos snacks ya que el saber es muy natural. En Vitónica nos ha gustado esta nueva manera de comer manzanas, es una alternativa saludable al snack tradicional y para comer fruta.

Pera deshidratada

 

Las peras deshidratadas son un aperitivo sano para picar entre horas. Contienen muchas vitaminas y minerales. Normalmente, las peras deshidratadas adquieren un color marrón, algo que no ocurre en las peras que se tratan con dióxido de azufre durante su secado. Sin embargo, para mejorar su sabor y conservación no es necesario someterlas a ese proceso. Las peras secas también se conocen como «peras deshidratadas».

Información general sobre las peras:

Las peras pertenecen a la subfamilia de las Maloideae y los perales se utilizan tanto para obtener fruta como para ornamentación (flores). Si desea saber más sobre las peras, consulte el enlace a nuestro ingrediente: Pera, cruda.

Composición:

La pera está compuesta por un 0,3 % de grasa, 12 % de hidratos de carbono y un 0,5 % de proteínas. Además, contiene vitaminas de los grupos A, C y B, así como minerales como calcio, magnesio, hierro, sodio y potasio.

Pimiento seco

 

El pimiento seco (generalmente denominados en plural como pimientos secos) es una preparación de conservación de pimientos mediante secado al aire. En muchos casos se mantienen deshidratados durante largos peridos de tiempo con el objeto de participar posteriormente en la participación de diversos platos. Los pimientos secos pueden molerse, convirtiéndose en pimentón (como es el caso del pimentón de la Vera o el de Murcia).​ Pueden mantenerse como es el caso de las ñoras y los pimientos choriceros. En este caso los pimientos suelen hidratarse bien en los jugos del caldo, bien con agua para retirar posteriormente su pulpa (caso de los pimientos choriceros).

Los pimentos secos se encuentran como ingredientes en muchas preparaciones de la gastronomía española, pero aparecen con más frecuencia en ciertas zonas como es el caso de la cocina extremeña.​ Generalmente como un condimento que saboriza platos humildes de patata, pescado (generalmente en platos de bacalao). Es frecuente encontrar este pimiento seco colgado en las cocinas populares, formando en muchas ocasiones ristras de pimientos, junto a los ajos.

Orejones de albaricoque

 

Son fuente excelente de potasio, calcio, hierro y de provitamina A (beta-caroteno) y niacina o B3. La vitamina C, en mayor cantidad en la fruta fresca se pierde durante el desecado. Constituyen una fuente por excelencia de fibra soluble e insoluble, lo que le confiere propiedades saludables para mejorar el tránsito intestinal. El aprovechamiento del calcio de estos alimentos es peor que el que procede de los lácteos u otros alimentos que son buena fuente de dicho mineral.

El potasio es necesario para la transmisión y generación del impulso nervioso, para la actividad muscular normal e interviene en el equilibrio de agua dentro y fuera de la célula. El beta-caroteno se transforma en vitamina A en nuestro organismo conforme éste lo necesita. Dicha vitamina es esencial para la visión, el buen estado de la piel, el cabello, las mucosas, los huesos y para el buen funcionamiento del sistema inmunológico, además de tener propiedades antioxidantes. El magnesio se relaciona con el funcionamiento de intestino, nervios y músculos, forma parte de huesos y dientes, mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante. La vitamina B3 o niacina interviene en distintas fases del metabolismo y aprovechamiento de los hidratos de carbono, ácidos grasos y aminoácidos entre otras sustancias.

Propiedades para la salud

Las frutas desecadas combinan muy bien con los cereales de desayuno y lo enriquecen en vitaminas, minerales y fibra, lo que puede resultar una alternativa interesante para personas de todas las edades, con la idea de hacer esta primera comida del día, atractiva, variada y con nuevos sabores.

Estos alimentos constituyen un complemento reconstituyente idóneo de la dieta y, por su aporte extra en azúcares y calorías, resultan particularmente apropiados cuando se practican deportes de larga duración o esfuerzos físicos intensos, por lo que debería formar parte siempre de las provisiones de los montañeros y excursionistas. Su consumo está desaconsejado en caso de sobrepeso y obesidad, pues su contenido calórico es de cuatro a seis veces superior respecto a la fruta fresca de origen, y las deben tener en cuenta las personas con diabetes e hipertrigliceridemia, por su concentración en azúcares simples.

Fibra

Su contenido en fibra convierte a las frutas desecadas en alimentos interesantes en distintas situaciones o enfermedades. Abunda en su composición la fibra soluble, que tiene capacidad de formar geles viscosos que fijan la grasa y el colesterol, con lo que disminuye la absorción de dichas sustancias; razón por la cual el consumo moderado de frutas desecadas es positivo en caso de hipercolesterolemia, si ésta no va asociada a exceso de peso.

Las ciruelas y los albaricoques desecados, en particular, por su gran cantidad de fibra insoluble, son alimentos muy eficaces para tratar el estreñimiento. La fibra insoluble, aumenta la velocidad de tránsito intestinal y con ello la evacuación de las heces (efecto laxante); secuestra los ácidos biliares, que son eliminados por las heces, lo que obliga al organismo a sintetizar más ácidos a partir del colesterol, y como consecuencia disminuye el colesterol total. La fibra insoluble arrastra el colesterol y las sustancias cancerígenas; pasan menos tiempo en contacto con la mucosa, por lo que se reduce el riesgo de hipercolesterolemia y cáncer de intestino.

Las frutas desecadas, al estar deshidratadas, son alimentos concentrados en nutrientes, entre ellos el hierro, por lo que su consumo está indicado en caso de anemia ferropénica. Para favorecer la absorción de hierro, estas frutas se han de combinar con alimentos ricos en vitamina C, tales como cítricos o su zumo, kiwi, frutas tropicales, etc. Los orejones de albaricoque, de melocotón y los albaricoques secos destacan sobre el resto por su contenido en hierro.

Los orejones de albaricoque y de melocotón constituyen una fuente excelente de beta-caroteno o provitamina A, con actividad antioxidante, por lo que ejerce una acción preventiva en las enfermedades degenerativas, cardiovasculares y en el cáncer.

Ricas en minerales

Las frutas desecadas son uno de los alimentos con mayor concentración de potasio, por lo que su consumo está especialmente recomendado para quienes toman diuréticos que eliminan potasio y para las personas con bulimia, ya que por los vómitos autoinducidos se pierden grandes cantidades de dicho mineral. Sin embargo, para las personas que padecen de insuficiencia renal y que requieren de dietas controladas en potasio, el consumo de frutas desecadas está contraindicado.

La riqueza en magnesio de estas frutas las hace interesantes en situaciones en las que las necesidades de este mineral están aumentadas: mala absorción intestinal crónica, alcoholismo, tratamiento con ciertos medicamentos. Asimismo, las dietas ricas en alimentos refinados (pan blanco, arroz blanco, azúcar, pasta…), suelen tener menor contenido de magnesio que las ricas en vegetales y granos completos. El mineral se pierde durante el refinamiento de los cereales, como la harina de trigo y el arroz, y el procesamiento de los alimentos, como el azúcar, y no se añade como parte del enriquecimiento de los cereales.

Rambután

 

El rambután deshidratado está preparado con rambután sano, fresco y maduro, el cual ha sido cortado según la forma deseada para posteriormente ser deshidratada por aire caliente, sulfatada y escarchada con azúcar.

El rambután deshidratado, al igual que las otras frutas deshidratadas, tiene varios beneficios entre los que se encuentran: reduce el riesgo de padecer cáncer, previenen enfermedades cardíacas, son ricas en fibra, son aptas para personas diabéticas, fortalecen y protegen los huesos contra enfermedades e influyen de forma positiva en el embarazo

ALÉRGENOS: contiene anhídrido sulfuroso y sulfitos en concentraciones superiores a 10 mg/Kg o 10 mg/L expresados como SO2.

 

 

VIDEOS TERRITORIO CHEF

 

ÚLTIMAS RECETAS PUBLICADAS

EXPLORA LAS SIGUIENTES CATEGORÍAS DE COCINA